Qu√© significa so√Īar con Piedras preciosas

La piedra preciosa es el símbolo de nuestro centro interior, del yo, del alma. En especial, la perla es el símbolo de la virginidad, de la feminidad creadora, del amor, del matrimonio, de todo lo que está escondido y es precioso y puro, además de ser verdad y conocimiento.
El diamante, la reina de todas las piedras, simboliza la pureza, la castidad, la fidelidad, el amor eterno, la integridad de car√°cter, la virilidad, la madurez ps√≠quica, la inmortalidad, la sabidur√≠a y la perfecci√≥n. La amatista, dotada seg√ļn antiguas creencias de po¬≠deres m√°gicos y terap√©uticos, simboliza la humildad, la templan¬≠za y el equilibrio ps√≠quico. El jade, al que los antiguos le atribu√≠an un valor sagrado, se vincula al principio vital masculino, y simbo¬≠liza las virtudes materiales, morales y espirituales: es decir, pure¬≠za, lealtad y justicia.
El ámbar simboliza la energía psíquica del cosmos, por sus cualidades electromagnéticas, que lo hacen actuar como un condensador: algunas personas llevan amuletos de ámbar justamen­te para recargarse de energía psíquica cósmica.
A la esmeralda se le atribuyen virtudes misteriosas y milagro­sas: es símbolo del conocimiento secreto, de perspicacia, clarivi­dencia, curación, fecundidad e inmortalidad.
La interpretación popular es positiva: las piedras preciosas anuncian riqueza y seducción. Recibirlas como regalo hace pre­sagiar un amor alegre; donarlas traerá buenas noticias.
El diamante representa el s√≠mbolo de √©xito en los negocios, el zafiro promete favores inesperados y la amatista asegura intui¬≠ciones ajustadas a los hechos. El topacio indica triunfos en cir¬≠cunstancia dif√≠ciles, la turquesa confirma que las decisiones tomadas son adecuadas, la aguamarina predice armon√≠a senti¬≠mental y el rub√≠ una decisi√≥n imprevista, m√°s o menos acertada seg√ļn el brillo de la piedra. El √≥palo, en cambio, trae desgracia y tristeza.
Las piedras on√≠ricas simbolizan, para los int√©rpretes de la An¬≠tig√ľedad, a los hijos. Les acechar√° un peligro si se sue√Īa que se desmonta la piedra de una joya, o si se rompe o se pierde. El in¬≠t√©rprete Daniel, en la Biblia, ve en las piedras un significado des¬≠favorable porque predicen disgustos y peligros. M√°s optimistas son los int√©rpretes persas, que ven en la cornalina y en el rub√≠ el anuncio de una buena descendencia y una mujer hermosa. En el coral en la esmeralda y en el topacio ven signos de riqueza y de prosperidad; en el √°gata, de fortuna.