QuƩ significa soƱar con Difuntos

La muerte en el sueƱo no anuncia una muerte fĆ­sica (y conviene subrayarlo para aquellos que ven en el hecho de soƱar con difuntos una predicciĆ³n funesta), sino una Ā«muerteĀ» psĆ­quica. Cuando se sueƱa con el final de una persona, se trata del fin de la relaciĆ³n con ella. Es el sueƱo tĆ­pico de la adolescencia y es, a pesar de las apariencias, positivo. El adolescente sueƱa con la muerte de sus padres porque estĆ” tomando conciencia de las nuevas exigencias, de sus propias posibilidades y de sus necesidades de emancipaciĆ³n. Se aleja de la protecciĆ³n materna y paterna para crecer y madurar. Esto en el sueƱo lo simboliza la muerte. Incluso en la lectura del Tarot, esta se interpreta tambiĆ©n como una transformaciĆ³n, como un paso evolutivo de un estado a otro diferente.
Es preocupante, en cambio, soƱar con cadƔveres: estos no tienen ninguna parcela vital. Se trata de algo completamente muerto que nos arrastra aun a su lado por el hecho de no haberlo enterrado hace tiempo.
SoƱar con personas desaparecidas puede ser tambiĆ©n compensatorio y lenitivo porque su Ā«presenciaĀ» afectiva es todavĆ­a cercana y actual.
La muerte es un sĆ­mbolo arquetĆ­pico. A pesar de su apariencia negativa y de su tenebrosidad, representa un momento de transiciĆ³n, de paso hacia otra vida, mĆ”s grande y quizĆ” mucho mĆ”s luminosa.
Ver en sueƱos a personas muertas simboliza alguna cosa del muerto que se deberƭa haber abandonado hace tiempo pero que todavƭa se lleva encima.
Puede suceder que en el sueƱo se transporte un cadĆ”ver en una urna funeraria, un cadĆ”ver que puede representar tanto un fracaso sentimental como profesional, o tambiĆ©n un ideal en el que no se cree ya. Asistir a una muerte violenta, por ahogamiento o por agresiĆ³n delictiva, denuncia la pĆ©rdida de fuerza vital o de preciosos valores. Desde el punto de vista de la medicina, soƱar que se ve a un difunto corresponde a un estado de angustia o de fobia, en el que domina el temor a verse afectado por una enfermedad cardiaca o por un cĆ”ncer. Para Freud este tipo de sueƱo indica que se produce una identificaciĆ³n del soƱador con el difunto.
Para Gustav Jung soƱar con la muerte de una persona significa el final de las vinculaciones psƭquicas con esa persona.
Ver a un muerto en sueƱos es, para la interpretaciĆ³n popular, indicio de cambios radicales: el hombre casado se separarĆ” y el soltero se casarĆ”. La mujer embarazada que sueƱa con la muerte darĆ” a luz felizmente. El soƱador enfermo se curarĆ”. SoƱar que uno es sepultado es presagio de un viaje de placer, ver resucitar a un muerto significa que se producirĆ”n graves acontecimientos. Si la persona difunta es un familiar, la actitud en el sueƱo puede manifestar aprobaciĆ³n o desaprobaciĆ³n en comparaciĆ³n con la conducta del soƱador.
Para los intĆ©rpretes de la AntigĆ¼edad ver muertos en sueƱos es un sĆ­mbolo funesto y puede significar la muerte del soƱador mismo o de quien estĆ” cerca. Lo mismo pasa si en sueƱos se abraza a un muerto, si se oye su llamada o si se deja conducir hasta Ć©l. No obstante, dicen los filĆ³sofos, un difunto puede ser un buen consejero: si se le hacen preguntas a un muerto, sus respuestas se cumplirĆ”n.